Menú
×
Cadena 3

Vitivinicultura

Vino: en marzo la caída del consumo rondó el 30 por ciento

La industria vitivinícola solicitó al Ministerio de Producción su inclusión en el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción. Detallaron cómo impacta la crisis al sector.

28/04/2020 | 09:46

La Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) explicó en un informe, el impacto de la crisis desatada por la pandemia del COVID 19 tanto en el mercado interno como externo, sus distintas facetas y sus consecuencias en los subsectores afectados.

Mercado interno

Alrededor del 80% del vino producido en el año se vende en el mercado interno. En 2019 se comercializaron alrededor de 900 millones de litros, 7 de cada 10 hogares compran vino al menos una vez al año y la mitad de los argentinos mayores de 18 años lo consumen habitualmente.

La caída del consumo de vino estimada en marzo de 2020 respecto al año anterior rondaría el 30% debido a la reducción de un 5% aproximadamente en la venta en los canales tradicionales (supermercados, almacenes, autoservicios) que representan aproximadamente el 70%, más la caída a cero en el canal “botella abierta” (restaurantes, bares, hoteles) junto al “enoturismo” y vinotecas. Estos últimos representa el 30% restante del consumo.

En las ventas en volumen de productos de consumo masivo a nivel país, el rubro bebidas con alcohol registra una baja del 4,5%, con una disminución segmentada de 2,8% en cerveza y 4,7% en vino, según datos relevados por la consultora W, que dirige Guillermo Oliveto.

Cierre de restaurantes, bares y hoteles

Quienes tenían sus principales ventas en el mercado local abasteciendo restaurantes, cantinas, bares y vinerías, han sufrido un corte en esta cadena de distribución debido al cierre con motivo del aislamiento social preventivo y obligatorio

El consumo de “botella abierta”, ha llegando prácticamente a ser nulo. Referencias del sector privado marcan caídas del 50% al 60% en marzo 2020 en relación a marzo 2019 y del 85% al 90% en la comparación de los meses de abril de ambos años.

Impacto de largo alcance en el enoturismo

La situación del turismo vitivinícola es crítica, los niveles de facturación se han reducido a cero.

En Argentina existe un total de 245 bodegas abiertas al turismo, 165 se encuentran en la región centro-oeste, 44 en la región noroeste y 36 en la nueva región. Mendoza cuenta con 145 bodegas con apertura turística.

La cantidad de enoturistas durante 2017 fue de 1.647.081. El 74% responde a visitantes de la región Centro-Oeste (Mendoza, San Juan y Neuquén), el 17% a las provincias del Norte (Jujuy, Salta, Tucumán, La Rioja y Catamarca) y el 9% a las provincias de las nuevas regiones vitivinícolas (Buenos Aires, Entre Ríos, Córdoba, Río Negro y Chubut).

El enoturismo en la Argentina representa 872 puestos permanentes y 351 empleos transitorios, de los cuales 78% es representado por mujeres en el staff permanente (datos 2017).

Comercio exterior

Las exportaciones de vinos fraccionados y espumantes durante la segunda quincena de marzo, respecto al año anterior, muestra una caída del 21% en valores FOB, en volumen se ubica en torno al 19,4%, según datos del Observatorio Vitivinícola Argentino.

En 2019 la cadena vitivinícola exportó alrededor de 300 millones de litros de vino. También se comercializaron en el año 140.000 toneladas de jugo de uva, 36.000 toneladas de pasa y 7.000 toneladas de uva en fresco. En promedio, 1 de cada 3 kilos de uva producidos en Argentina tiene como destino el mercado internacional.

Al comparar la dinámica exportadora de marzo frente al año anterior, se destaca para los primeros once países de destino una reducción del volumen de más del 63% en promedio, siendo México, Suiza, Brasil, Canadá y Estados Unidos los que superaron el promedio después de China que registró una contracción del 76%.

Las exportaciones registradas obedecían a contratos firmados, por lo cual se espera que el sector externo muestre resultados aún más contractivos durante el mes en curso y los subsiguientes.

La consulta a fuentes privadas realizadas por la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) señalan que para el 2020 se espera una caída de alrededor de 30% a 40% para la venta de vino fraccionado a lo largo de 2020 en relación al año anterior.

Por otro lado, la cadena de pago del sector externo comienza a ralentizarse, extendiéndose las cobranzas en el tiempo y generando desfasajes y mayores costos financieros para las empresas locales, lo cual agrava aún más la situación económica de las mismas.

/Inicio Código Embebido/

/Fin Código Embebido/

Agenda

Audios

Reynaldo Postacchini, presidente de AFAT

Claves: Excluyen al campo de un régimen de fomento

Juan Cruz Molina, director Centro Regional Córdoba de INTA

Te puede Interesar

Audio

CRA: "Al vino tinto le acecha una realidad negra"

Audio

Jueves y viernes, Primeras Jornadas Vitivinícolas de Córdoba

Carne: bajó un 10,5 % la demanda interna

Lo Último

Audio

Existen dificultades para adquirir maquinaria de mayor valor

Audio

Sistema hidropónico: alimentos para animales en área pequeña

"Con los precios actuales la actividad lechera se desploma"